domingo, 30 de mayo de 2010

El proyecto Vasconcelista

PROYECTO VASCONCELISTA

A través de la historia de México se observan los constantes cambios por los que ha pasado la educación, comenzando desde los aztecas, la manera en que instruían a sus jóvenes, por ejemplo las mujeres eran educadas por sus madres en casa para realizar las tareas del hogar, solo las nobles podían aprender en una especie de monasterio donde vivían hasta el momento del matrimonio, para los hombres había dos tipos de escuelas el Calmecac y el Tepochcalli donde su educación estaba basada en un origen bélico además de presentar un carácter tradicionalista, es decir el ideal educativo era mantener usos y costumbres, religión y gobierno inalterable.
Posteriormente con la llegada de los españoles fue casi imposible que el indígena recibiera algún tipo de educación, si acaso aprendían algún oficio como la alfarería, o la carpintería pero nada más, ya que la educación era únicamente para los hijos de los españoles nacidos en México.

En este lapso de tiempo fue cuando apareció Miguel Hidalgo reuniendo al pueblo para comenzar con la independencia de México, la exigencia principal era igualdad en todos los ámbitos pero sobre todo en el de la educación que en esos momentos estaba monopolizada por la iglesia católica, el mayor logro de esta época fue conseguir la emancipación relativa de la educación de la iglesia católica. La educación ya era laica pero no se lograba una estabilidad ya que el conservadurismo dominaba los territorios mexicanos por lo que se continúo con diversos planes y revoluciones.

Benito Juárez también se sumo a los esfuerzos de alfabetizar al pueblo mexicano a través de la reforma donde instauro la obligatoriedad de la escuela primaria para que todo niño tuviera acceso a la escuela primaria, pretendió abarcar con ideas, pero los espacios físicos eran insuficientes es decir no había escuela suficientes El Porfirismo logró cosas interesantes en las decisiones educativas, más no suficientes. El fin del Porfiriato fue el comienzo de la época más desequilibrada en la política mexicana. Pero sobre todo la educación fue dispersada y descuidada.

Cuando hizo presencia la revolución mexicana, las condiciones no distaban mucho de las características del pasado, el poderoso hacendado seguía pisoteando al ignorante indígena por causa de la falta de escuelas pero sobre todo por el desinterés de los altos funcionarios por que este aprendiera ya que mientras mas ignorancia existiera mayor autoritarismo podían ejercer entre el pueblo, además dentro de esta agitación revolucionaria se descuido la promoción educativa ya que era mas importante enviar personas a la lucha que educarlos, por que a pesar de que se habían dado avances en materia de educación esta fue dirigida principalmente a las urbes y al ser ,México un país mayoritariamente rural estaba totalmente claro que fuera un país analfabeta.
Para 1919, la educación pública resentía la falta de organización: tan sólo en el Distrito Federal, quedaban abiertas 148 de las 344 escuelas existentes en 1917. Con la llegada de Adolfo de la Huerta al poder, se iniciaron los cambios para poner remedio a esta situación ya que para cumplir con una verdadera administración educativa, y con los postulados del Artículo Tercero Constitucional, no bastaba con sólo declarar la educación gratuita, laica y obligatoria: se requería de una nueva ´propuesta para rescatar la educación en México.
El proyecto de crear una Secretaría de Educación Pública Federal, requería de una reforma constitucional; El presidente de aquel momento, Álvaro Obregón, nombró en 1921 Secretario de Educación a el Lic. Vasconcelos que inició la formulación del proyecto, tomando diversas medidas para reunir a los distintos niveles educativos; depuró las direcciones de los planteles, inició el reparto de desayunos escolares y lo principal: que la nueva Secretaría de Educación tuviera una estructura departamental.
José Vasconcelos tenía muy claras las actividades que realizaría en la Secretaría. “Para él, el proceso educativo debía de ser dirigido a todos los sectores. Se enviaba a maestros misioneros que deambulaban en el país localizando núcleos de analfabetismo. Estos maestros se instauraban a disposición para alfabetizar. Cuando estos terminaban, formaban monitores, que eran personas de las mismas comunidades las cuales se hacían cargo del seguimiento del proyecto llevando una ‘cruzada’ educativa pot todo el territorio nacional. Impulsando la educación indígena, la rural, la técnica, y la urbana, puso en marcha un programa que logró instalar cerca de 2,000 bibliotecas en todo el país. Aunque el acervo de muchas de ellas no excedía de los 50 volúmenes y no todas contaban con un lugar fijo.

Quería que la gente pensara y aprendiera, que tuvieran acceso a la cultura. y que sólo el trabajo y el saber tenían el poder de liberar, y eso era exactamente lo que la faltaba a México, un pensamiento completamente revolucionario y sólo posible en un país que acababa de pasar por una revolución.
"Al decir educación me refiero a una enseñanza de parte de los que saben algo, en favor de los que nada saben; me refiero a una enseñanza que sirva para aumentar la capacidad productiva de cada mano que trabaja, de cada cerebro que piensa [...] Trabajo útil, trabajo productivo, acción noble y pensamiento alto, he allí nuestro propósito [...] Tomemos al campesino bajo nuestra guarda y enseñémosle a centuplicar el monto de su producción mediante el empleo de mejores útiles y de mejores métodos”
Con estas ideas, se creó la Secretaría de Educación Pública el 25 de septiembre de 1921 y cuatro días después, se publicó en el Diario Oficial el decreto.
El gran proyecto vasconcelista sentó las bases de una concepción educativa vigentes hasta hoy en muchos aspectos de la educación nacional. Vasconcelos fue un hombre de ideales que consiguió darle un gran impulso a la institucionalización educativa, pero las cuestiones políticas imperantes en el país hicieron que renunciara en 1924, dejando la Secretaría de Educación Pública con nuevos proyectos que se fueron consolidando en los siguientes años y que hoy día seguimos disfrutando y reformando.

1 comentario: